"De media una editorial se da de alta al día en España"


   

  Hace un tiempo investigando para un proyecto de emprendimiento empresarial (sí, eso que está TAN de moda) leí una serie de  datos que me sorprendió mucho. Me estoy refiriendo a la información que tenéis aquí, justo a la derecha. De media una editorial se da de alta diariamente en España. (Fuente original aquí) Ahí queda eso. En este blog ya habíamos abordado previamente temas del sector editorial como la moda de los booktrailers, las iniciativas de Responsabilidad Social Corporativa de algunos grupos editoriales grandes, la importancia de la imagen en el mercado editorial y su relación con los géneros literarios o la existencia de editoriales/librerías online poco conocidas pero rentables e interesantes (todo ello lo podéis leer aquí). Sin embargo, no habíamos ahondado aún en el tema de las editoriales per se.


 Esta será la primera entrada de una sucesión de ellas que abordarán el tema en cuestión. Seguramente a muchos de los bloggers que nos dedicamos a reseñar y valorar obras narrativas, que estamos fuertemente presentes (o intentamos) en las redes sociales, que engullimos por amor al arte la actualidad editorial y literaria día a día y que disfrutamos con ello nos encantaría trabajar o colaborar en una editorial. Pero...¿Qué debemos saber de una editorial? Vayamos por partes:


1. ¿Qué es una editorial?

  “Según la Ley 10/2007, de 22 de junio, de la lectura, del libro y de las bibliotecas, el editor es una persona natural o jurídica que, por cuenta propia, elige o concibe obras literarias, científica y en general de cualquier temática y realiza o encarga los procesos industriales para su transformación en libro, cualquiera que sea su soporte, con la finalidad de su publicación y difusión o comunicación”.

2. Ejemplo del organigrama de una pequeña (y femenina!) editorial




3. ¿Qué actividad desarrolla?

  “Un editor se enfrenta a las siguientes tareas: búsqueda de autores y títulos, negociación de derechos, trabajos con manuscritos, diseño del libro, y coordinación de las tareas de impresión, distribución y venta. Las editoriales de mayor tamaño cuentan a veces con servicios de distribución propios y con una librería a pie de calle para la comercialización exclusiva de las colecciones del sello”.

   Por otra parte, el artículo 58 del TRLPI (Texto refundido de la Ley de Propiedad intelectual) establece que por el contrato de edición, el autor o sus derechohabientes ceden al editor, mediante compensación económica, el derecho a reproducir su obra y el de distribuirla. El editor se obliga a realizar estas operaciones por su cuenta y riesgo en las condiciones pactadas y con sujeción a los dispuesto en esta Ley”.

4. Ejemplo de las funciones llevadas a cabo por cada trabajadora de la supuesta pequeña editorial



  Si pudiérais elegir, ¿en qué departamento os gustaría formaros o trabajar? A mi, por supuesto, en el de edición (como creo que a todo blogger literario) para gestionar la recepción de las obras, valorarlas, entrar en contacto directo con los autores, analizar las tendencias literarias del momento etc o , en su defecto, en el de comunicación para llevar a cabo la promoción de las obras, los autores, administrar los Social Media, etc.


  En la próxima entrada de esta serie se expondrá un nuevo tema   relacionado con el sector editorial y los derechos del autor. 

¡Os esperamos por aquí!



*Infogramas diseñados por la autora del blog, protegido mediante licencia  Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

No hay comentarios :

Publicar un comentario